Mi experiencia en el primer ciclo.

Bueno, no sé si lo comenté o no, pero yo me encontraba cubriendo una baja por maternidad en una Escuela Infantil…y mañana se incorpora la chica, asi que hoy ha sido mi último día con mis peques.

Terminé la carrera en junio y mi intención era haber repartido curriculums en todos los coles de la ciudad, pero al haber empezado el curso de la DECA solo lo llevé a unos quince coles y escuelas infantiles. Y tuve la enorme suerte de que en una de ellas, me dieran la oportunidad de hacerme una prueba y contratarme para trabajar con ellos.

Yo nunca había trabajado con niños de meses y un año, pero la experiencia ha sido inmejorable.  Llegué el primer día de septiembre con muchísimas ganas de aprender tanto de mis compañeras y compañeros como de los niños, como se trabaja con nenes tan pequeños.

Y esas ganas, se han traducido en un montón de experiencias y aprendizajes que han servido para seguir formándome al acabar la carrera, y ser un poquito más «maestra».

He aprendido, por ejemplo, a cómo hacerles los masajes de activación y relajación a los niños (en breve os subiré un post relacionado a esto), a como trabajan la psicomotricidad, así como muchas canciones y cuentos que a estos niños les gustaban. Porque a pesar de ser tan pequeñitos, en estos poquitos meses que llevo he podido ver como las rutinas y el trabajo de cada día hacen que evolucionen en muchos aspectos. Por ejemplo, en septiembre empezamos dándoles tanto mi compañera como yo la comida a cada uno en un carro, y hoy, a ocho de noviembre, la mayor parte de los niños comen sentados en la mesa y de manera casi independiente.

El cambio de haber trabajado como monitora infantil o en las prácticas de la carrera con niños de tres años para arriba a trabajar ahora con estos niños ha sido enorme y he necesitado un período de adaptación (como el de los niños) para ir asimilando todos los aspectos y para desarrollar dos cientos pares de ojos, y de manos para que estos niños tuvieran el mejor trato posible.

Y bueno, como digo ha sido una experiencia muy constructiva y enriquecedora para mi en todos los aspectos, porque además de todo, mis compañeros y mi directora se han portado genial conmigo.

Por eso hoy que ha sido mi día de despedida en el cole, quería hacer este pequeño post a modo de homenaje a ellos y también, que conozcáis cuál ha sido mi experiencia.

Ahora, me toca seguir trabajando para conseguir los objetivos propuestos y cumplir ese sueño que poco a poco se va haciendo realidad.

Un besito.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.